Historia de la Polémica sobre la introducción de la Lógica Difusa

Ángel Garrido Bullón

Resumen


Los problemas de incertidumbre, imprecisión y vaguedad se han debatido durante muchos años. Estos problemas han sido temas importantes en los círculos filosóficos, con muchos debates, en particular, acerca de la naturaleza de la vaguedad y la capacidad de la lógica booleana tradicionales para hacer frente a los conceptos y percepciones que son imprecisas o vagas. La lógica difusa (que se suele traducir al castellano por "Lógica Borrosa", o "Lógica Difusa", pero también por "Lógica Heurística") puede ser considerada una lógica divergente o una “deviant logic” (lógica multivaluada, MVL, en su acrónimo). Se basa en, y está estrechamente relacionada con, la teoría de los conjuntos fuzzy –borrosos o difusos-, y está aplicándose con creciente éxito en el tratamiento de información y el control de distintos sistemas difusos. Se podría pensar que la lógica difusa es muy reciente y que ha funcionado sólo desde hace poco tiempo, pero sus orígenes se remontan al menos a los filósofos griegos. Incluso parece posible rastrear sus orígenes en la China y la India antiguas. Porque parece que fueron ellos los primeros en tener en cuenta que todas las cosas no tienen por qué ser de un determinado tipo o dejar de serlo, sino que puede haber – y de hecho los hay- una amplia gama de estados intermedios. Es decir, que habrían de ser los pioneros en considerar que no deben ser sólo considerados un par de grados absolutos y totalmente contrapuestos, sino que puede haber –y de hecho la hay- toda una escala que abarca desde el mayor al menor grado tanto de verdad como de falsedad. En el caso de los colores, por ejemplo, entre el blanco y el negro hay toda una escala infinita: la de los tonos de grises. Algunos teoremas recientes muestran que en principio, la lógica difusa se puede utilizar para modelar cualquier sistema continuo que se base en la inteligencia artificial, o la física o la biología, o la economía, …, por tanto, en muchos campos se puede encontrar que los modelos difusos y la lógica de sentido común son los más útiles, y mucho más convenientes o adecuados que aquellos que son estándar, entre los que podríamos considerar la matemática clásica. Analizaremos aquí la historia y el desarrollo de este problema: el de la Vagueness,  o de la Fuzziness, "Borrosidad" en castellano, que resulta esencial para trabajar con la incertidumbre.


Palabras clave


Lógica Matemática, Lógicas No Clásicas, Lógica Difusa, Tratamiento de la Incertidumbre, Aspectos filosóficos de la Lógica Difusa.

Texto completo:

PDF

Referencias


DUBOIS, D. Y PRADE, H. (1980), Fuzzy Sets and Systems: Theory and Applications, New York: Academic Press.

GARRIDO, A. (2011), “Searching the Arcane Origins of Fuzzy Logic”, BRAIN (Broad Research in Artificial Intelligence and Neuroscience), vol. 2/2, pp. 51-57, Bacau.

JANG, J. S. R. (1991), “Modelado Difuso: su uso generalizado en Redes Neuronales y el algoritmo de Kalman Filter”, Proceedings de la Conf. Nacional en Inteligencia Artificial (AAAI-91), pp. 762-767.

JANG, J. S. R. AND SUN, C. T. (1995), “Neuro-fuzzy modeling and control”. Proceedings of the IEEE, March.

── (1997), Neuro-Fuzzy Computing and Soft Computing. Prentice Hall.

KOSKO, B. (1993), Fuzzy Thinking: The New Science of Fuzzy Logic, Hyperion.

MAMDANI, E. H, AND ASSILIAN, S. (1975), “Un experimento en la síntesis lingüística con un controlador de lógica difusa”. International Journal on Man-Machine Studies, vol. 7/1, pp. 1-13.

── (1976), “Avances en la síntesis lingüística de los controladores difusos”. International Journal on Man-Machine Studies, vol. 8, pp. 669-678.

── (1977), “Aplicaciones de la lógica difusa para el razonamiento aproximado utilizando la síntesis lingüística”, IEEE Transactions on Computers, vol. 26/12, pp. 1182-1191.

RUSSELL, B. (1988), “Vagueness”. Texto leído ante la Sociedad de Jowett, Oxford, 25 de noviembre de 1922. Publicado por primera vez en The Australasian Journal of Psichology and Philosophy, 1 (junio de 1923, pp. 84-92). Este texto puede también ser encontrado en sus Collected Papers, vol. 9: Essays on Language, Mind and Matter 1919-26, London: Routledge.

SUGENO, M., “Fuzzy Measures and Fuzzy Integrals” (MM Gupta, Saridis GN, y Gaines BR, editores), Fuzzy Automata and Decision Processes, pp. 89-102, North-Holland, NY, 1977.

── (1985), Industrial applications of Fuzzy Control, Elsevier Science Pub. Co.

VELARDE, J. (1996), “Pensamiento difuso, pero no confuso: de Aristóteles a Zadeh y vuelta”. Psicothema, vol. 8/ 2, pp. 435-446.

WILLIAMSON, T. (1994), Vagueness. London: Routledge.

YAGER, R. (1980), “Sobre una clase general de conectivas difusas”, Fuzzy Sets and Systems, 4, pp. 235-242.

ZADEH, L.A. (1965), "Fuzzy Sets", Information and Control, vol. 8, pp. 338-353.

── (1973), “Esbozo de un nuevo enfoque para el análisis de sistemas complejos y los procesos de toma de decisiones”, IEEE Transactions on Systems, Man, and Cybernetics, vol. 3/1, pp. 28-44.

── (1975), “El concepto de una variable lingüística y su aplicación al razonamiento aproximado, partes 1, 2 y 3”, Ciencias de la Información, vols. 8, pp. 199-249 y pp. 301-357; 9: pp. 43 -80.

── (1988), “Fuzzy Logic”, Informática, vol. 1, N ° 4, pp. 83-93, 1988.

── (1989), “La representación del conocimiento en lógica difusa”. IEEE Transactions on Knowledge and Data Engineering, vol. 1, pp. 89-100.




DOI: http://dx.doi.org/10.5944/endoxa.38.2016.16589

Enlaces refback

  • No hay ningún enlace refback.


ISSN (versión electrónica): 2174-5676
ISSN (versión impresa): 1133-5351




Licencia de Creative Commons