LA PSICOLOGIZACIÓN DE LA EDUCACIÓN: IMPLICACIONES PEDAGÓGICAS DE LA INTELIGENCIA EMOCIONAL Y LA PSICOLOGÍA POSITIVA

Miriam Prieto Egido

Resumen


En la actualidad, teorías provenientes del campo de la Psicología, especialmente la Inteligencia Emocional y la Psicología Positiva, lideran los discursos y prácticas educativos. Sin embargo, dicho liderazgo ha sido objeto de escasos análisis desde el ámbito de conocimiento de la Teoría de la Educación, responsable, por su carácter normativo, de reflexionar acerca de los fines de la educación. Tomando como referencia los estudios provenientes de la Teoría de la Educación británica, el presente artículo aborda el análisis de las implicaciones de las teorías psicológicas para la educación. Para ello, en primer lugar se realiza una descripción de las bases de la Inteligencia Emocional y la Psicología Positiva, así como se muestran algunos ejemplos de su traducción educativa. En la segunda parte del artículo se aborda el análisis pedagógico, que se conceptualiza en términos de reducción en dos aspectos esenciales de la educación: el sujeto de la educación y la relación educativa. Se concluye que la reducción del sujeto de la educación es consecuencia de una concepción disminuida tanto de las posibilidades del sujeto, como de la experiencia emocional y de la propia racionalidad. Por su parte, la reducción de la relación educativa se produce a través de su conversión en una relación comunicativa, en la que el discurso sustituye a la acción. Se concluye que la educación tiene un carácter propio, diferente al de la psicología. Si bien la educación debe tomar en consideración el conocimiento aportado por la psicología, debe también mantener su carácter propio, basado en la confianza de las posibilidades de los sujetos que se educan como principio y en la búsqueda del bien en su relación con el mundo y con los otros como finalidad. Así mismo, la relación educativa debe estar basada en la intencionalidad del educador y en la acción en lugar del discurso.



Palabras clave


Fundamentos de la educación; Ética; Inteligencia Emocional; Bienestar.

Texto completo:

PDF

Referencias


Acosta, J. M. (2015). Inteligencia emocional: desmontando tópicos. Madrid: ESIC.

Augusto Landa, J. M. (Coord.) (2009). Estudios en el ámbito de la Inteligencia Emocional. Jaén: Universidad de Jaén.

Barrio Maestre, J. M. (1995). Aspectos del inacabamiento humano. Observaciones desde la antropología de la educación. Revista Española de Pedagogía, 200, 75-103.

Bernal, A. (2013). La relación educativa, identidad y emociones. En L. Flamarique y M. d’Olivira-Martins (Eds.), Emociones y estilos de vida (pp. 75-99). Madrid: Biblioteca Nueva.

Bisquerra, R.; Pérez González, J. C. y García Navarro, E. (2015). Inteligencia emocional en educación. Madrid: Síntesis.

Brunila, K. (2014). The rise of survival discourse in the era of therapisation and marketisation of Education. Education Inquiry 5(1), 7–23.

Camps, V. (2011). El gobierno de las emociones. Barcelona: Herder.

Carr, D. (2007). Moralized psychology or psychologized morality? Ethics and psychology in recent theorizing about moral and character education. Educational Theory, 57(4), 389-402.

— (2002). Feelings in moral conflict and the hazards of emotional intelligence. Educational Theory and Moral Practice, 5, 3-21.

Caruana Vañó, A. (Coord.) (2005). Programa de Educación Emocional para la Prevención de la Violencia. 2.º ciclo de ESO. Valencia: Consellería de Cultura, Educació i Esport. Generalitat Valenciana.

Ecclestone, K. & Rawdin, C. (2016). Reinforcing the ‘diminished’ subject? The implications of the ‘vulnerability zeitgeist’ for well-being in educational settings. Cambridge Journal of Education, 1-17. DOI:10.1080/0305764X.2015.1120707

Ecclestone, K. & Hayes, D. (2009a). The dangerous rise of therapeutic education. Nueva York: Routledge.

— (2009b). Changing the subject: the educational implications of developing emotional well-being. Oxford Review of Education, 35(3), 371-389.

Ecclestone, K. (2004). Learning or therapy? The demoralization of education. British Journal of Educational Studies, 54(3), 129-147.

Esteve, J. M. (2010). Educar: un compromiso con la memoria. Barcelona: Octaedro.

Fernández-Berrocal, P. y Extremera, N. (2009). La Inteligencia Emocional y el estudio de la felicidad. Revista Interuniversitaria de Formación del Profesorado, 23(3), 85-108.

Furedi, F. (2004). Therapy culture. Cultivating vulnerability in an uncertain age. Londres: Routledge.

García Amilburu, M. (2009). La naturaleza del ser humano y su educabilidad. En M. A. Murga Menoyo (Coord.), Escenarios de innovación e investigación educativa (pp. 91-100). Madrid: Universitas.

— (2014). Filosofía y actitud filosófica: sus aportaciones a la educación. Revista Española de Pedagogía, 258, 231-247.

Gil Cantero, F. y Reyero, D. (2014). La prioridad de la filosofía de la educación sobre las disciplinas empíricas en la investigación educativa. Revista Española de Pedagogía, 258, 263-280.

Gil Cantero, F. (2001). Educación y crisis del sujeto. Teoría de la Educación. Revista Interuniversitaria, 13, 45-68.

Goleman, D. (1997). Inteligencia emocional. Barcelona: Círculo de Lectores.

Graham, L. J. (2014). To be well is to be not «unwell»: the new battleground inside our children’s head. En K. Wright y J. McLeod (Eds.), Rethinking youth wellbeing: Critical perspectives (pp. 11-34). Nueva York: Springer.

Hervás, G. (2009). Psicología Positiva: una introducción. Revista Interuniversitaria de Formación del Profesorado, 23(3), 23-41.

Hunter, J. D. (2000). The death of character. Moral education in an age without Good or Evil. New York: Basic Books.

Hyland, T. (2005). Learning and therapy: oppositional or complementary processes? Adults Learning, 16(5), 16-17.

Illouz, E. (2014). El futuro del alma. La creación de estándares emocionales. Madrid: Katz.

— (2010). La salvación del alma moderna. Terapia, emociones y la cultura de la autoayuda. Madrid: Katz.

— (2007). Intimidades congeladas. Las emociones en el capitalismo. Madrid: Katz.

Jover, G. (1998). Del presupuesto antropológico de la educabilidad a la educación como relación. En AA. VV., Filosofía de la Educación hoy (pp. 139-158). Madrid: Dykinson.

Kristjánsson, K. (2012a). Virtue development and Pscyhology’s fear of normativity. Journal of Theoretical and Philosophical Psychology, 32(2), 103-118.

— (2012b). Positive Psychology and Positive Education: Old Wine in New Bottles? Educational Psychologist, 47(2), 86-105.

— (2006). «Emotional Intelligence» in the classroom? An Aristotelian Critique. Educational Theory, 56, 39-56.

— (2003). On the very idea of «Negative Emotions». Journal for the Theory of Social Behaviour, 33(4), 351-364.

López Sánchez, F. (2009). Las emociones en la educación. Madrid: Morata.

Marina, J. A. (2005). Precisiones sobre la Educación Emocional. Revista Interuniversitaria de Formación del Profesorado, 19(3), 27-43.

Mayer, J. D. y Salovey, P. (1997). What is emotional intelligence? En P. Salovey y D. Sluyter (Eds.), Emotional development and emotional intelligence: Implications for educators (pp. 3-31). Nueva York: Basic Books.

Moraleda Ruano, A. (2015). Justificación de la necesidad de una educación emocional: diseño de un programa de intervención psicopedagógica de educación emocional. [Tesis doctoral]. Recuperado de http://goo.gl/LDCKrJ

Mèlich, J. C. (2010). Ética de la compasión. Barcelona: Herder.

Moreno Jiménez, B. y Gálvez Herrer, M. (2010). La Psicología Positiva va a la Escuela. Tipica, Boletín Electrónico de Salud Escolar, 6(1), 210-220.

Muñoz Garrido, V. y Pedro Sotelo, F. (2005). Educar para la resiliencia. Un cambio de mirada en la prevención de situaciones de riesgo social. Revista Complutense de Educación, 16(1), 107-124.

Núñez Cubero, L. & Romero Pérez, C. (2013). Promoting emotional, social and civic competencies: Educational policies in Spain. KEDI Journal of Educational Policy, 2, 65-80.

Ortega Ruiz, P. (2013). Educar es responder a la pregunta del otro. Boletín Redipe, 824, 15-28.

Pertegal, M. A; Oliva, A. y Hernando, A. (2010). Los programas escolares como promotores del desarrollo positivo adolescente. Cultura y educación, 22(1), 2-14.

Rietti, S. (2008). Emotional Intelligence as educational goal: a case for caution. Studies in Philosophy and Education, 42(3-4), 631-643.

Sánchez Mirón, B. y Boronat Mundina, J. (2014). Coaching Educativo: Modelo para el desarrollo de competencias intra e interpersonales. Educación XX1, 17 (1), 221-242.

Suissa, J. (2012). What all parents need to know. Exploring the hidden normativity of the language of developmental psychology in parenting. Journal of Philosophy of Education, 46(3), 352-369.

— (2008). Lessons from a New Science? On teaching happiness in schools. Journal of Philosophy of Education, 42(3-4), 575-590.

White, P. (2012). Making Political Anger Possible: A Task for Civic Education. Journal of Philosophy of Education, 46(1), 1-13.




DOI: http://dx.doi.org/10.5944/educxx1.20200

Enlaces refback

  • No hay ningún enlace refback.


Licencia Creative Commons
Este trabajo está licenciado bajo una Licencia Internacional Creative Commons Atribución-NoComercial 4.0.

Reconocimiento – NoComercial (by-nc):Se permite la generación de obras derivadas siempre que no se haga un uso comercial. Tampoco se puede utilizar la obra original con finalidades comerciales.

 

Educación XX1

Decanato de la Facultad de Educación. UNED
c/ Juan del Rosal, 14
28040 - MADRID (España)
Teléfono: +34 91.398.7216/7469/8769
E-mail: educacionxx1@edu.uned.es
DOI prefix: 10.5944/educxx1

 

Síguenos  twitrer_120 linkedin_75   

 

 

 

 

 

ISSN (versión impresa): 1139-613X
ISSN (versión electrónica): 2174-5374
Depósito legal: M. 31468-1998

 

Sello de calidad FECYT 2014